lunes, 31 de marzo de 2008

Las reformas del útero...

Cuando estudiábamos Ciencias Políticas en la Universidad (por cierto, todavía la estamos estudiando pero fuera de esa institución) había un compañero de aula que lo mandaron a estudiar las Reformas de Martín Lutero, personaje conocido no solo en Eisleben (Sajonia) Alemania sino en todo el mundo. Era hijo de un minero según dicen, estudió como monje agustino, en un convento por supuesto, y fue a dar clases a la Universidad de Erfurt y al final fue excomulgado por el Papa León X lo que no impidió que se casara con Catalina de Bora y que Bach le pusiera música en sus cantatas con aquellos versos interpretados por coros inmensos y música de órganos de iglesia que una vez escuchamos en alguna que otra idem de Berlín...

Pues bien, al tal estudiante amigo nuestro le pusieron de tarea de que nos hablara en un seminario sobre Lutero y estuvo dos semanas buscando datos y copiando citas hasta que el día tal ocupó el estrado y lo primero que dijo fue lo siguiente: "Compañeras y compañeros, me dieron la tarea de buscar datos sobre las reformas del útero y aquí estoy con algunas notas...". Está clarísimo que no le dimos tiempo para más ante el flagrante error de confundir no solo el nombre, sino también el tema y hasta el órgano (no aquel instrumento que sirve para tocar cantatas bachianas) sino el del aparato reproductor femenino harto conocido y no pudo decir ni una sola cita (se había empapelado de manera tal con datos médicos y anatomofisiológicos que ni él mismo entendía) y tuvo que retirarse del estrado porque ni se imaginaba qué es lo que había realmente hecho...

El asunto es que hay muchos chismes en el ambiente no solo docente o universitario sino también en otros niveles del tramado social que adelantan lo que a cada cual se le ocurre que sucederá en los próximos meses. Como no tengo seguridad de que tales habladurías sean ciertas, lo único que se me ha ocurrido es dar rienda suelta al cúmulo de ellas para que cada cual pueda tener alguna imagen de lo que está sucediendo. Solo quisiera advertir lo siguiente: No es lo mismo las Reformas de Lutero que las reformas del útero. La gente quiere cambios, claro, pero hay algunos rumones que confunden las cosas. Comencemos con algunos de esos rumores...

La gente anda diciendo que van a autorizar la bolita y la charada, la lotería y hasta los juegos prohibidos en cabarets y hoteles de lujo. Lo de la bolita y la charada no es necesario que autoricen porque todo el mundo sabe que en Ciudad de La Habana y otras provincias del país todos los días se juega dinerito a los números de la charada china tomando como referencia sueños de la noche anterior, cábalas, inspiraciones, casualidades o simplemente intuición del cubaneo y así por ejemplo los vecinos de atrás de la casa jugaron ayer el 29 (ratón) y el 34 (mono) porque uno de esos roedores se puso a hacer malabarismos encima del tendido eléctrico y realmente el animalito parecía uno de esos simios juguetones del mismísimo parque zoológico de la calle 26 en Nuevo Vedado... Quiero confesarles que no se sacaron nada. Yo no juego bolita pero según dicen (a mí no me crean) la tiran por Venezuela y se oye por la radio clandestina todas las noches del año (bisiesto o no), así que si van a autorizar eso estarían cometiendo una redundancia inusitada porque no se puede autorizar lo que ya existe. En este caso hablaríamos de legalizar, porque hasta ahora lo que yo sé es que tanto bancos, apuntadores, jugadores, listados de números y significados existen realmente y todo el mundo los conoce en el barrio...

Lo de los juegos en cabarets y hoteles de lujo es otra cosa porque el chisme dice que por ahora esos vicios prohibidos serán solo para turistas en los enormes buques que nos visitan (turismo de cruceros) y que atracan todos los meses en la bahía habanera y de lo que se trataría es de que el gobierno autorizara a subir a esos barcos a determinada cantidad de ciudadanos para que allí probaran suerte... En cuanto a la loto cubana el asunto estriba en con qué método vamos a tirar los números de lotería. En la de Berlín se utiliza una cámara seca con bolitas de espuma de goma que al introducírsele chorros de aire comprimido saltan y luego caen por una tronera parecida a la de un billar. Pero aquí esas técnicas no se podrían aplicar dada las características de incertidumbre del tendido eléctrico. Cuando menos uno se lo piense o se quedan las bolitas en el aire o no salen por los huecos y la gente comenzaría a pensar que hay alguna maraña para favorecer a alguien... Y utilizar niños de la calle para que saquen las bolitas de un jaula redonda como se hacía antes no tiene sentido porque muchos de los que vivimos aquella tragedia semanal estaríamos a punto de echarnos a llorar incontrolablemente porque o participamos en eso, o vendimos boletos, o fuimos capaces de vocear billetes o jugar con ellos y tomando en cuenta la experiencia de los bonos de Pastorita, que servían para optar por una vivienda, muchos no creen posible que se vuelvan a repetir aquellas escenas tristes y amargas cuando alguno obtenía los premios gordos y la inmensa mayoría se quedaba sin nada...

También se corre que van a ofertar los servicios de Internet a todo aquel que lo solicite cobrándole en CUC, así como celulares, antenas parabólicas, canales por cable, sitios para correos electrónicos a nivel de circunscripción y otros adelantos de la ciencia y la técnica moderna. Lo de los celulares ya salió en los periódicos pero la gente no sabe cuándo comenzará y muchos piensan que nos igualaríamos a algunos funcionarios estatales, extranjeros con dinero, jineteras de ocasión o simplemente trabajadores vinculados a firmas que tienen el aparatico en sus manos y ostentan de ello, muchos sin una cobertura financiera mínima para hablar más de 10 minutos pero confundiendo a otros como si lo estuvieran haciendo y se muestran en la calle con el telefonito en la oreja como si estuvieran hablando pero en realidad lo llevan apagado, se dirigen a un teléfono público y llaman desde allí...

Si venden parabólicas habría que ver cómo se instalarían porque ya las claves de recepción se pusieron de moda, hubo quien las fabricaba en su propia casa pero ahora como las matrices habría que pagarlas la gente se cuestiona si habrá quién lo haga ya que ni los salarios alcanzan ni la estimulación en chavitos tampoco por lo que el chismoteo está diciendo: en tal situación tener parabólica autorizada oficialmente es como aspirar a comer los fines de semana cotorra asada o cola de cocodrilos, especies que están en veda permanente y no se pueden tocar.

Otra de las bolas de radio bemba es que van a cambiar todo el entorno automovilístico existente desapareciendo como por arte de magia los carros de factura socialista (ladas, polskis y moskovichts a los que la gente ha apodado "los camaradas ideológicos") y que van a ser sustituidos por carritos chinos de paseo pequeños, ahorradores y convertibles (sin techos, como los yipis de antes) y los almendrones de factura norteamericana no tanto porque afean la ciudad sino por las necesidades de recuperación de materias primas sobre todo acero de los motores y carrocerías que al fundirse dieran posibilidades de utilizar esos elementos en la fabricación de cabillas para las construcciones de casas que se nos vienen encima y a los propietarios se les daría iguales carros chinos pero más grandes cosa de que al autorizarse también las licencias para la conducción de pasaje pudieran ser usados en tales menesteres y no como ahora que lo mismo te encuentras un panel lleno de gente que un carro de muertos con negros dentro tomando cervezas y que no van en la ruta del cementerio sino de la playa... En fin toda una revolución en la esfera de la cadena puerto, transporte y economía interna.

Que van a vender ventanas de plástico modernas para eliminar el ventanal de madera existente que es nido de comejenes, podredumbre ambiental, causa de derrumbes y otros desastres y que tales ventanales tipo farmacias y oficinas gubernamentales serían entregadas previa coordinación de los trabajadores sociales que harían inspecciones para determinar si es verdad que se necesitan y en qué cuantía, pero también eso sería imposible porque de acuerdo con el último censo de población y viviendas todo el país necesita 2 millones 340 mil viviendas nuevas de paquete y 3 millones más para la reparación y si tomamos en cuenta que cualquier casa o apartamento tiene no menos de 6 ventanas necesitaríamos alrededor de 30 millones de ventanas modernas y estaríamos en ese cambalache alrededor de 40 años más los que se sumarían a las nuevas necesidades y seguiríamos en lo de siempre...

Que lo mismo que va a suceder con los carros debe suceder con la ropa la cual debe ser cambiada por ropa nueva a tono no tan solo con la moda actual sino con la textura, la durabilidad, el color y le hechura y como la población de este país tiene alrededor de 12 millones de habitantes y cada uno de ellos necesita al menos 3 mudas de ropa (sin contar con la ropa interior tanto para damas como para caballeros) habría que fabricar, distribuir, intercambiar y poner a punto, llave en mano, no menos de 36 millones de piezas (pantalones, camisas, ropa de invierno, sombreros, corbatas, zapatos incluso y cualquier otro artículo que le venga bien al convoy) y para eso necesitaríamos una tal cantidad de fábricas, camiones de distribución, personal empleado, controles, metros de tela, hilo, diseñadores, materia prima y sobre todo gente que supiera y quisiera trabajar con entusiasmo que no sería posible por ahora satisfacer las necesidades siempre crecientes de la sociedad y llegaríamos a fines de siglo en las mismas o peores condiciones que las que tenemos ahora...

Que van a reparar las viviendas por circunscripciones, que van a cambiar la moneda, que van a eliminar las bodegas, que van a reinaugurar los viajes en helicópteros para turismo nacinal que se habían prohibido porque se sospechaba que la gente secuestrara los aparatos y se fuera en masa para la yuma todos los fines de semana, que van a darle un chance a las iglesias para que tengan su hora radial y televisiva, que van a montar cines nuevos en los barrios y reparar los que había hace 50 años, que van a instalar parquímetros para que los actuales parqueadores se incorporen al trabajo como policías de tránsito ganando su salario en pesos convertibles con meriendas especiales de refrescos Tycola y bocaditos de pan, queso y jamonada, que se van a cobrar las prótesis dentales, que van a dar licencia a todo el que quiera montar un pequeño negocio como un bar o una cafetería, que van a autorizar el jineterismo por dinero, la venta de motos de carrera, la pesca en las presas y en mar abierto, los programas de televisión como el palo encebado, aquí todos hacen de todo, en fin, las carreras de autos, de perros y de caballos, las vallas de gallos, las competencias de palomas por dinero, la montadera en globo como el de Cantoya o el de Matías Pérez, el surf aéreo y el patinaje en tierra, los programas como aquel de "Reina por un día", las de Reinas de Carnaval, las playas de nudistas, los paseos dominicales en monobikinis por el malecón, el lesbianismo y el homosexualismo público, la venta de cd y dvd en las tiendas trd, los créditos bancarios para inversiones pequeñas y medianas, la compra y la venta de casas y de cuanta mierda tenga la gente dentro de las casas...

Una cantidad de rumores, chismes, bretes, dime que te diré, allí fumé, de tal suerte tal astilla, que yo sinceramente estoy confundido, anonadado (un ano que ha terminado de nadar), atribulado y medio extraño, porque ya tuve un amigo que se confundió con Lutero y dijo útero y en una sesión de seminario un día se apareció al estrado con tal cúmulo de notas de consultas de ginecología que todo el mundo allí estaba pensando en que Martín Lutero, el reformador alemán, había caído en desgracia y estaba pidiendo que le hicieran un legrado diagnóstico porque así, con la barriga hinchada no se podía poner a dar misas, cantatas, ni siquiera gritos de alegría y de paso (a mí no me crean) lo que menos le gustaba al tal Lutero era que le confundieran con una menstruación o lo pusieran a parir.

Pero de eso no hay pruebas testificales, ni antecedentes penales, ni bultos de pañales. Claro está que Mr. Lutero tiene una cara de Federico el Grande que yo no sé si la van también a reformar, si se lo van a llevar a los carnavales de Río o van a hacerle un monumento en el Escambray en una recogedera de café... Por mi madre que ese chisme no lo sé y a mí sí que no me gusta pero me entretiene. Aquí los hay que confunden paulatinamente con la mentedepaulaenunatina y JoséEmeterio SaturninoLaGuardia con meterlasacarlasacudirlayguardarla... Pero cuando el río suena es que algo trae... Es así?

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Aguaya:
Dile a tu viejo que si me botan del trabajo por culpa del me va a tener que contratar, pues asegun lo que se cuenta la Isla va a estar mas movida que las Olimpiadas, que ya es mucho decir....Mira, aqui todo el mundo anda hoy con una cara de lo que tiene problemas quientusabes y yo muerto de la risa..y ellos no entienden, por mas que les explique!!!
Lo lindo es que me trajo de regreso esas vueltas que uno daba " a buscar el pan" y se enteraba de todo lo que pasaba desde el barrio, lease EL Cerro, hasta lo que habiapasado en Jaimanitas..No quiero ni imaginarme ahora. No se si tu viejo sabe esto, pero hay una leyenda urbana en Argentina cuando empezo lo de los celulares de uno que le pego un carro y cuandofueron a llamar por el cel era de juguete, asi como una encuesta que hicieron en un tearo y de TODOS los celulares que dejaron en el guardaropa mas de las 3/4 partes eran de mentira...
En fin, tu y yo sabemos que lo de los celulares va a dar para rato y va a ser la Tienda del Oro del Siglo XXI.Todo el que tenia 4 pesos se los va a gastar como un comemierda llamando a ver si llego el camello o no...
Saludos desde Texas

Aguaya Berlín dijo...

:-) :-)
Yo también me reía como una loca y el colega de oficina me miró con una cara que tuve que decirle una mentirita ;)
Ya le paso al viejo tus comentarios. Tú sabes que este proceso demora: a esta hora ya no los recibe hoy sino mañana por la tarde-noche, así que espera respuesta para el miércoles o el jueves.
Me adelanto en los saludos, desde Berlín!