martes, 6 de enero de 2009

Fotos

A finales de año sacamos las fotos de la caja de zapatos vacía donde las metimos hace mucho. Ellas son la prueba jurídica irrefutable de que el tiempo ha pasado, de que no somos los mismos cuando decimos que lo somos, del deterioro del color, de la muestra de una reacción química y de una cámara que nadie sabe qué marca poseía. Las fotos de la familia, de los amigos, del pasaporte, de aquel carné de identidad, del pase laboral, la foto del picnic, de la boda, del paseo, del cumpleaños, de los quince, del bebé, de la reunión, del lugar, del jardín, unas fotos que atraparon los ojos abiertos, la boca diciendo queso, carne, habichuela, una foto agrícola muda seria agropecuaria campestre campechana campesina campoalegre... pero la más linda foto es la que no se ha tirado todavía y le siguen en turno la de los nietos, la de los hijos que hoy son sus padres y una especial, la fotocopia de colores, el fotograma, la fotosíntesis, aquella que nos sorprende cuando vemos el fruto de la papaya colgando de la flor copulada por la abeja, la gran foto de la familia alrededor del cake y, por supuesto, la fotoflash que me mira desde la pantalla de la compu o desde el mismo papel brilloso y que me dice: "yo fui lo que tú eres, tú serás lo que yo soy".

Estamos a fin de año rodeados de turistas zoológicos que vienen a visitarnos para saber cómo estamos detrás de estas rejas, cómo comemos dormimos hablamos saltamos vivimos morimos cagamos nos movemos pernoctamos andamos subimos bajamos contamos pensamos miramos retratamos y somos retratados cuestionados invitados despertados interrogados besados saludados queridos amados cagados limpiados, turistas hermosos los que un día llegaron nos miraron siguieron se fueron y no volvieron, a ver monito ¿cómo me explica usted que haya aquí cuatro monedas vamos a ver?... Pues fácil Mr. Turista Belga Ecuatoriano Mexicano Español Alemán, el lío es fácil porque somos políglotas y como hacedores curadores expositores somos además artistas de la plástica poliméricos y así compramos cebollas en pesos cubanos, aceite de soya en pesos cubanos convertibles divisas, tabacos bien torcidos matanceros varaderísticos en euros y pasajes visas compras de viajes en dóllars bill in god we trust... ¿OK?... ¿Y cómo me explica Ud. compañero oso que come pan, eso de la libreta de abastecimientos vamos a ver?... Pues fácil Mr. X, se lo explico a Ud. como se explica por sí solo un capítulo televisivo de los Expedientes X diciendo esto: es para lograr cierta homogeneidad dentro de lo diversiforme y nutrimental al propio tiempo que organicidad rítmica vocal en obertura No. 1 que comienza como toda ópera prima con la introducción versátil y vociférica "Quién es el último" y nos ponemos uno detrás del otro como en esta foto que Ud. ve aquí en que esta manada de osos y osas, oseznos y oseznas, Osetia y Ostravas, Knuts y Knutas están haciendo la cola para el picadillo de res que viene todos los fines de año, un picadillo argentino brasileño pellejudo y rico en proteínas que viene masivo y sin pesar y que se coloca suavemente dentro de la jabita de nylon transparente a media libra por persona y que no tiene en cuenta aquella marcada diferencia para los vegetarianos, los ulcerosos, diabéticos o acabados de nacer que solo toman leche materna ante todo o Nam No. 1 que se prepara con agua hervida caliente cremosa cremallera camello conservadoramente...

Y me puede decir camarada ¿qué significa esta foto de personas desnudas en plena playa abierta que sostienen en sus manos esas botellas color ámbar sin etiqueta vamos a ver?... Son niños y niñas monsieur madame mrs. frau y como están en la arena que impide la subida del mar hacia la tierra muestran como trofeos las botellas vacías de cerveza recolectadas junto a diferentes basuras ambientales en un trabajo voluntario para sanear el medio ambiente y poder decir que respiramos más puramente y putamente sin alcohol tomando sol con yodo para la hipotermia costera el cuidado del arrecife coralino, la belleza del azul dipinto diblú del mare nostro de cada día en el gotas kaen del litoral maleconero... ¡Ah, nuestro eterno verano!

Y Ud. ¿qué piensa, a ver, de esta otra foto en la que no hay nadie conocido, una foto multitud en esta gran concentración y marcha dígame usted de gente obligada a estar allí de pie con los brazos en alto siempre aplaudiendo, qué me puede decir?... No son personas sino curieles, son aves o peces multiplicados, esos que no tienen pestañas para dormir dentro sino que están siempre despiertos mirando desde su oscuridad submarina los globitos de su aire comprimido cómo suben a la superficie, los mismos ojos con los cuales identifica la carnada y que se esconden como morenas dentelludas dentro de las cuevas del fondo, como toninas y guasas enormes que no se pueden pescar por nadie, nosotros los que nos mostramos en el acuarium público para que nos tiren fotos los turistas como usted signore, baronesa, abriendo la boca para morder sus carnadas de lascas de queso, de aceitunas, sus engoes de alcohol y de tapas perfumadas, entre ud. silvuplé jaguaryú baibai dosvidania sayonara taluego orrevuá danqueshén y nosotros aquí con estas sandalias tipo Jesucristo con nuestra única túnica y sin dinero en el bolsillo solos en multitud alrededor del Caballero de París dando en oferta nuestro Sagrado Corazón en nuestra iglesia de Nuestra Señora, cerca de la tumba del soldado desconocido, ¿tasclaro manito, tasclaro?...

Y esta otra fila frente a la estatua de un libertador ¿cómo me explica ud. que no signifique un intento para derrocar al gobierno y qué me dice si ahora mismo se hicieran unas elecciones qué dirían en esa fila, vamos a ver?... Pues mire Mr. Tur de coche chapa roja no se trata de una estatua lo que Ud. ve en la foto sino de un campesino vestido de guayabera con un enorme puro en la boca y un sombrero de guano y el único intento que tiene es de venderle a Ud. fabricado por sus propias manos en la pura ciudad un puro original que cuesta 20 cuc la caja con un cuarto de cien dentro y sellos originales que se mantiene prendido en la misma medida en que duerme sobre el cenicero puesto y si hay que votar votaremos volaremos vamos voltaje volvo peugeot lada y le damos también café turquino serrano cubitas ron con hielo y hasta limón con yerbabuena para los mojitos, ¿me copia Mrs. Zetayón?, esta imagen está frente al capitolio de usa que lo trajeron en ferry y lo pusieron aquí mismo en la calle Prado como una muestra del poderío de nuestra sociedad civil ong y artesanos por la libre, ¿quiere que le venda el Capi o el Malecón?, se lo vendo a Ud. así nomás... ¿Anjá?... ¿Olráireserved?... ¿Dáyesgüíyá?

Pasó el día y la tarde, vino la noche y los turistas alimentados con cámara chic nos tiraron esta foto muda, nosotros comiendo carne asada en la bodeguita del medio de la calle empedrada con un mojito acuoso hielo puro y los baros en el bolsillo que me da el barman mi socio y me dice "pláncha y sale mi foto cucú" y el negro se ríe dentro del lente que guarda el obsturador, un mecanismo digital que no sabremos nunca hacia qué caja de zapatos vacía del disco duro de una computer irá esta imagen que se queda per sécula seculorum se secó el culorum con una servilleta el Mr. Turist, oh estas fotos a todo color ella no sale, él no la considera, no la saca en la foto y mi socito negrito le mete un beso en la oreja a la belga de pelo amarillo que me dice gritando: "A mí mogdegme un ferroz león negros una orreja y le metí 10 cuc en la buoca como lizmoznas" y yo le dije: "Culona nohaymásná que a foto muda regalada cuc no se le mira el colmillo !!!! ¿Yes?"

1 comentario:

Teresa Dovalpage dijo...

¡Tremendo! Casi me falta la respiración mientras lo leía, qué bueno está.